Compartir esta página

Observe la fuente de alimentación de Xbox 360

A menudo los problemas con la consola Xbox 360 pueden resolverse comprobando de que todas las conexiones del sistema de alimentación están firmemente conectadas. Sigue estos pasos en el orden en que se indican:

  1. Apaga la consola.
  2. Desconecte el cable de alimentación de la parte posterior de la consola.
  3. Desconecte el sistema de alimentación de la toma de corriente y, a continuación, el cable corto del sistema de alimentación.
Una ilustración que muestra el cable de alimentación desconectado de la parte posterior de una consola Xbox 360 S, el sistema de alimentación desconectado de la toma de corriente y el cable corto desconectado del sistema de alimentación. Una ilustración que muestra el cable de alimentación desconectado de la parte posterior de una consola Xbox 360 E, el sistema de alimentación desconectado de la toma de corriente y el cable corto desconectado del sistema de alimentación.
  1. Vuelve a conectar el cable de alimentación a la consola y el cable corto a la toma de corriente y al sistema de alimentación, respectivamente.
Una ilustración que muestra el cable de alimentación conectado a la parte posterior de una consola Xbox 360 S, el sistema de alimentación conectado a la toma de corriente y el cable corto conectado al sistema de alimentación. Una ilustración que muestra el cable de alimentación conectado a la parte posterior de una consola Xbox 360 E, el sistema de alimentación conectado a la toma de corriente y el cable corto conectado al sistema de alimentación.
  1. Asegúrate de que las tres conexiones del sistema de alimentación estén conectadas firmemente.
  2. Enciende la consola y comprueba la luz del sistema de alimentación.

Comprueba de qué color es la luz que se enciende en el sistema de alimentación.

Luz verde continua o naranja continua: el sistema de alimentación está funcionando. Si la consola aún sigue sin encenderse, prueba nuestra Solución si no se enciende la consola Xbox 360.

Luz naranja parpadeante, roja continua o apagada: es posible que el sistema de alimentación deba ser reemplazado. Prueba las siguientes soluciones:

  1. Conecta el sistema de alimentación de la consola a una toma de corriente distinta. No uses un protector de sobrevoltaje.
  2. Si la luz del sistema de alimentación es roja continua o naranja parpadeante, desenchufa el sistema de alimentación y deja que se enfríe durante 30 minutos. A continuación, vuelva a enchufar el sistema de alimentación a otro enchufe.

Si la luz del sistema de alimentación sigue siendo naranja parpadeante, roja continua o permanece apagada, el sistema de alimentación debe ser reemplazado. Puedes solicitar un sistema de alimentación de Xbox 360 de sustitución a nuestro centro de servicio técnico en línea de Xbox. Es necesario registrar la consola para reemplazar un sistema de alimentación en garantía (la garantía del sistema de alimentación es la misma que la de la consola).

¿Le ha resultado útil este artículo?

No

Gracias por tus comentarios

Gracias por tus comentarios

Lamentamos que no hayas podido resolver tu problema con este artículo. Seguiremos buscando una solución, no desistas. Prueba con la opción de la comunidad que te ofrecemos a continuación.
Obtener ayuda de la comunidad
Ambassador chat image
Chat con el embajador
Chatea personalmente con otro usuario de Xbox que ofrece ayuda.

Proporcionar comentarios sobre este tema

255 caracteres restantes
A fin de proteger tu privacidad, no incluyas información de contacto en tus comentarios.
Obtener ayuda de la comunidad
Ambassador chat image
Chat con el embajador
Chatea personalmente con otro usuario de Xbox que ofrece ayuda.

Póngase en contacto con nosotros

¿Quieres contactar con el Soporte técnico con referencia al problema "Observe la fuente de alimentación de Xbox 360" acerca del que estabas leyendo o con referencia a otro problema?

Compartir esta página