Al usar este sitio acepta el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Compartir esta página

Solucionar problemas con el mando Xbox 360 para Windows

Si has realizado los pasos de Cómo configurar un mando Xbox 360 para Windows y sigues teniendo problemas para conectar el mando a Windows, consulta el procedimiento de solución de problemas que se indica a continuación.

Soluciones

Asegúrate de que el sistema cumple los requisitos del mando Xbox 360 para Windows

¿Qué versión de Windows utiliza?

El mando Xbox 360 para Windows está diseñado para funcionar en Windows XP con Service Pack 2 (SP2) y en versiones posteriores de Windows.

¿Tienes instalado el software del mando?

Asegúrate de que el software del mando está instalado. El mando necesita un controlador para funcionar en un equipo basado en Windows. Con el mando se incluye un disco que contiene el controlador. También puede descargarlo desde el sitio web Microsoft Hardware.

Notas

  • Los controladores son un programa de software que permiten que el dispositivo (en este caso, el mando Xbox 360 para Windows) funcione con el sistema operativo Windows y el juego.
  • En un equipo que ejecuta Windows 7, el controlador se descargará e instalará automáticamente al conectar el mando. En Windows 8.1, el controlador se incluye como parte del sistema operativo.

Actualice los controladores de dispositivo del mando

Puedes descargar los últimos controladores del mando Xbox 360 para Windows en el sitio web de Microsoft Hardware.

También deberás descargar e instalar cualquier actualización crítica o importante que haya para Windows a través de Windows Update.

Solución de problemas del puerto USB

El mando Xbox 360 para Windows necesita un puerto USB activo. Si el mando no funciona correctamente, prueba a cambiarlo a otro puerto USB diferente. No utilices concentradores USB ni los puertos situados en la parte delantera de un equipo. Es posible que los concentradores o los puertos sin alimentación no suministren energía suficiente al mando. Para obtener resultados óptimos, conecte el mando a otro puerto USB situado en la parte posterior del equipo.

Normalmente, los puertos de la parte posterior son puertos activos. Los puertos de la parte delantera pueden no estar activos. Un concentrador USB externo no dispone de puertos activos si no tiene su propia fuente de alimentación o un adaptador de corriente.

Solucionar cualquier problema

Nota Para obtener información sobre cómo instalar el mando Xbox 360 para Windows, consulta Cómo configurar un mando Xbox 360 para Windows.

Windows 8.1

En un equipo que ejecuta Windows 8.1, puedes usar Dispositivos e impresoras en el Panel de control para solucionar problemas del mando. Esta es la manera de hacerlo:

  1. En la pantalla Inicio, selecciona Panel de control.
  2. Selecciona Ver dispositivos e impresoras.
  3. Comprueba que el mando aparece bajo Dispositivos, haz clic con el botón secundario en el mando y, a continuación, selecciona Configuración del dispositivo de juego.
  4. Comprueba el Estado del mando y selecciona Propiedades.
  5. En la pestaña Probar, prueba que el mando funciona correctamente. Si hay algún problema, selecciona Calibrar en la pestaña Configuración.
  6. Si sigues teniendo algún problema, haz clic con el botón secundario en el mando bajo Dispositivos en Dispositivos e impresoras y, a continuación, selecciona Solucionar problemas.

Windows 7 y versiones anteriores de Windows

En Windows 7 y en versiones anteriores de Windows, puedes usar el Administrador de dispositivos como ayuda para solucionar problemas con el mando, ver si se muestran los elementos correctos y asegurarte de que no haya conflictos.

Nota Los conflictos se indican mediante un signo de exclamación amarillo en el Administrador de dispositivos.

Para usar el Administrador de dispositivos, sigue estos pasos:

  1. Selecciona Inicio y después Ejecutar, escribe sysdm.cpl y, a continuación, selecciona Aceptar.
  2. En la pestaña Hardware, selecciona Administrador de dispositivos.
  3. Cuando el mando esté correctamente instalado, verás tres entradas en el Administrador de dispositivos. Debería haber dos entradas bajo Dispositivos de interfaz de usuario (HID):
    • Dispositivo de juego compatible con HID
    • Dispositivo de interfaz humana USB
    Debería haber además una tercera entrada en Microsoft Common Controller for Windows Class:
    • Mando Xbox 360 para Windows
  4. Si ves un signo de exclamación amarillo junto a alguna de estas entradas, hay un problema con la instalación. Si hay un problema en alguna de las entradas bajo Dispositivos de interfaz de usuario (HID), comprueba primero si es el mando el que está causando el problema desconectándolo. Si el problema lo está causando un conflicto de hardware, el signo de exclamación amarillo ya no aparecerá cuando el mando se desconecte.

Para resolver los problemas del mando en Administrador de dispositivos, prueba una a una estas soluciones (pasa a la siguiente solución solo si no consigues resolver el problema):

  1. Utiliza el solucionador de problemas integrado:
    1. En Administrador de dispositivos, haz doble clic en Mando Xbox 360 para Windows.
    2. Selecciona Solucionar problemas y sigue los pasos que te indiquen.
  2. Quita y vuelve a detectar el mando:
    1. Haz clic con el botón secundario en Mando Xbox 360 para Windows y, a continuación, selecciona Desinstalar.
    2. En el menú Acción, selecciona Buscar cambios de hardware.
  3. Intenta actualizar el controlador:
    1. Haz doble clic en Mando Xbox 360 para Windows.
    2. En la pestaña Controlador, selecciona Actualizar controlador.

Nota Esta información se aplica exclusivamente al mando Xbox 360 para Windows. Para obtener ayuda con otros mandos y joysticks, consulta el sitio web o el centro de soporte técnico del fabricante del periférico. Para obtener información sobre la configuración de un juego específico para jugar con el mando, consulte el sitio web o el centro de soporte técnico de la distribuidora del juego.

Probar el mando en una consola Xbox 360

Para intentar evitar los posibles problemas de hardware, prueba a utilizar el mando en una consola Xbox 360.

Si se sigue produciendo el problema, ponte en contacto con el servicio de soporte técnico de Xbox.

¿Le ha resultado útil este artículo?

No

Gracias por tus comentarios

Gracias por tus comentarios

Lamentamos que no hayas podido resolver tu problema con este artículo. Seguiremos buscando una solución, no desistas. Prueba con la opción de la comunidad que te ofrecemos a continuación.
Obtener ayuda de la comunidad
Ambassador chat image
Chat con el embajador
Chatea personalmente con otro usuario de Xbox que ofrece ayuda.

Proporcionar comentarios sobre este tema

255 caracteres restantes
A fin de proteger tu privacidad, no incluyas información de contacto en tus comentarios.
Obtener ayuda de la comunidad
Ambassador chat image
Chat con el embajador
Chatea personalmente con otro usuario de Xbox que ofrece ayuda.

Póngase en contacto con nosotros

¿Quieres contactar con el Soporte técnico con referencia al problema "Solucionar problemas con el mando Xbox 360 para Windows" acerca del que estabas leyendo o con referencia a otro problema?

Compartir esta página